fbpx

Sobre que el protagonista del día es el peque que hace la Comunión, no hay ninguna duda. Habéis pasado meses (puede que incluso un año) buscando el vestido o traje ideal, eligiendo el peinado y ultimando cada detalle para que todo sea perfecto. Pero, ¿qué hay de los hermanos del protagonista?

Para ellos, también será un día muy especial que recordarán para siempre. Por eso, en este artículo vamos a darte algunos consejos e ideas para saber cómo vestir al resto de los peques de la casa sean cuales sean sus edades. ¡Toma nota!

Ideas de vestidos para la hermana del niño o la niña que hace la comunión

Lo primero que debemos tener en cuenta a la hora de vestir a los hermanos para acudir a la comunión, es que ellos también tienen que sentirse a gusto con su look y poder disfrutar junto al protagonista de este día tan especial.

Ten en cuenta que será una jornada larga, llena de emociones y en la que a los peques les apetecerá bailar, saltar, correr y jugar. ¡No permitas que su outfit se lo impida! Elige ropa cómoda y bonita al mismo tiempo para que puedan vivir cada momento junto a sus hermanos.

Si lo que buscas son looks para las hermanas,  las posibilidades son infinitas. Vestidos, sayas, conjuntos da falda y camisa e incluso divertidas bermuditas . El vestido Olivia o la Saya Martina combinada con una camisa blanca pueden solucionar la cuestión de cómo vestir a las hermanas de una comunión, respetando el estilo de cada niña y cumpliendo la máxima por la que trabajamos en Quémono: niños que parecen niños.

Con qué ropa vestir al hermano de la comunión

En el caso de elegir ropa para el hermano del niño que hace la comunión, te recomendamos elegir un peto de lino y combinarlo con la camisa Mateo. Es un conjunto muy mono que permitirá al peque jugar y bailar durante todo el día.

Si prefieres un conjunto un poco más formal, también puedes optar por un bonito conjunto de bermuda y chaleco con el que tu peque irá de lo más elegante.

Las corbatas y las pajaritas son algunos de los complementos que pueden ayudarte para darle al look de los niños un toque más formal pero muy divertido. Escoge colores vivos para elevar el conjunto y verás lo fácil que es transformar un sencillo look en uno con mucha personalidad.

Un detalle que puedes utilizar para conjuntar a todos los hermanos, incluido el que hace la comunión, es  elegir alguna prenda del mismo color para todos . Es decir, si es una niña la que hace la comunión y va a llevar un fajín de color verde agua, puedes conjuntar a su hermano y su hermana pequeños con prendas del mismo color. En este caso, conjuntarías el fajín con una falda, un chaleco, y un pantalón corto. Puedes hacer esto mismo prendas más sutiles como, por ejemplo, una diadema o una simpática pajarita. De este modo conseguirás una conexión absolutamente adorable entre ellos sin quitarle atención al protagonista del día.

Bebés y adolescentes

Si para los niños más pequeños la comodidad es importante, para los bebés es algo indispensable. Elige tejidos ligeros, suaves y que respeten su piel para que no la rocen ni la dañen y se sientan bien con su outfit de ceremonia.

Aunque, por supuesto, el protagonista es el niño que hace la comunión. El hermanito bebé también captará gran parte de la atención. Por eso, debes elegir bien su look para que contemplarle y jugar con él sea aún más adorable si cabe.

Una ranita o  un culetín combinados con camisitas ligeras y muy cómodas es lo más recomendable en estos casos. Tu bebé se sentirá muy cómodo, respetarás su piel y estará absolutamente precioso.

Si te ha gustado la idea que todos los hermanos lleven una prenda de un mismo color, puedes elegir el culetín de tu bebé a juego con el resto de los peques.

En el caso de los adolescentes elegir el look perfecto para acudir a la comunión de sus hermanos es algo más complicado. Se encuentran en una etapa en la que la ropa diseñada para niños no les representa y con la de mayores tampoco se sienten demasiado identificados.

Además, ellos ya tienen un estilo. Por eso, debemos respetarlo y consensuar con ellos cuál será el conjunto que llevarán a la comunión de su hermano pequeño. Por lo general, a los adolescentes no les suele gustar ir combinados con sus hermanos, por lo que esta idea seguramente habrá que descartarla.

Para un niño de hasta los 12 años llevar un traje de chaqueta y pantalón corto da como resultado un look muy divertido y desenfadado. Sin embargo, los adolescentes se suelen sentir muy infantiles con un este look. En función del adolescente,  el traje de chaqueta y pantalón largo casual de distintos colores puede ser una opción muy buena . Si esta opción es demasiada formal para ellos, recurre a una opción más desenfadada. Por ejemplo, puedes combinar unos pantalones de un tejido ligero y con una camisa blanca con cuello mao que le aporte frescura. Un look con el que sin duda se sentirá a gusto y relajado.

Para las adolescentes, este tema resulta aún más complicado. Su cuerpo está cambiando y, a veces, pueden sentirse algo incómodas llevando según qué prendas. Para ellas, ir vestida como sus hermanas pequeñas no es una opción. Ellas se sienten diferentes y su estilo y gusto por la moda empieza a marcarse también en su personalidad.

Proponle conjuntos y prendas acorde a su edad que respeten su silueta y que estén diseñadas especialmente para ellas. Por ejemplo, nuestra camisa Valentina es una de estas prendas infalibles. Es una blusa con un diseño limpio y sencillo algo que a las madres les encanta, pero a su vez es asimétrica, un hecho que eleva el look y que se acerca a sus gustos.

Sin lugar a dudas, preparar los looks de todos tus peques para una comunión no es una tarea sencilla.  Te recomendamos que el primer outfit que elijas sea el del niño que va a hacer la Comunión . Tras esto, determina el estilo de la celebración y, en torno a eso, ve construyendo el resto de looks de los hermanos.

De esta manera, conseguirás homogeneizar el estilo de todos ellos y se sentirán parte de la celebración. Una celebración que permanecerá en su memoria para siempre y que disfrutarán al máximo compartiendo la alegría de su hermano con el resto de la familia.

Si tienes dudas sobre cómo vestir a los hermanos de comunión o al mismo protagonista del día, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Echa un vistazo a nuestra web, elige el estilo que quieres y consúltanos las dudas que tengas. ¡También puedes venir a nuestro showroom!

Recuerda además que en Quémono personalizamos las prendas como necesites para que tus peques acudan a la comunión de su hermanito absolutamente perfectos y de la forma de la que siempre habías soñado. Consigue con Quémono una estampa familiar absolutamente deliciosa gracias a nuestros delicados diseños y nuestras cómodas prendas que respetan, ante todo: el estilo, la personalidad y la forma tan intensa y divertida que tienen los niños de disfrutarlo todo. ¡Cuenta con nosotros!

Dejar un comentario